Los 10 Mejores Restaurantes de BBQ en Los Ángeles

Mount Malindang Pork Ribs & Riblets en The Park’s Finest | Foto de Joshua Lurie

Al contrario de lo que mucha gente dice, la carne a la parrilla no es BBQ. Otros restaurantes la llaman artículos de BBQ cuando es claro que la carne ha sido asada. El BBQ requiere cocinar la carne de forma lenta con el humo de la leña hasta que la proteína se llega a impregnar del sabor. Teniendo eso en mente, aquí les presentamos 10 de las mejores paradas para comer deliciosos cortes de carne impregnados de ese aroma de las brasas en Los Ángeles.
Texto original de Joshua Lurie @foodgps

Pastrami and pork bowl en Bigmista's BBQ | Foto de Joshua Lurie

Bigmista's BBQ



El Pitmaster Neil Strawder, mejor conocido como Bigmista, utiliza madera de roble rojo, de cerezo, y cuando puede encontrarla, madera de almendro, para ahumar una serie de "Carnes Realmente Buenas" en diversos mercados de productores locales de Los Ángeles seleccionados, en forma rotativa, como Pershing Square los miércoles de 11 de la mañana hasta las 2 de la tarde. Él y su esposa, Phyllis, sirven costillas, pechuga, pastrami, pollo y embutidos. Sus jugosos sammiches de tiraditos de carne de cerdo se presentan con una salsa a base de tomate con  una ensalada de repollo picante. También llenan cuencos de plástico con hasta dos presas de carne a la vez, que quedan mejor sobre hojas ahumadas de col verde. Bigmista ofrece también su denominado B.A.P.O.M. (Gran Pila de Carne) si busca alimentar a toda su oficina, o un L.A.P.O.M. (Pequeña Pila de Carne) si uno busca satisfacer a su familia. Las guarniciones incluyen ensalada crocante de piña y col, puré de papa, y frejoles al horno con condimentación navideña. Pida salsa picante y le dirán: "póngale con cuidado pues realmente pica”. Asegúrese de hacerlo. Puesto que Bigmista ha logrado tan buenos resultados en los mercados de productores locales, los Strawders están abriendo una ubicación física en el centro de la ciudad.

Bludso's BBQ



Kevin Bludso abrió su establecimiento de BBQ con un estilo muy personal en Compton en 2008, siguiendo la tradición de su familia que data desde la época de las plantaciones de su tatarabuelo. Él aprendió la técnica de ahumar en BBQ de su abuela en su puesto de la calle en Corsicana, Texas. Bludso emplea un equipo multi-ahumador, incluido el ahumador de su abuela, que luce un logotipo de los Dallas Cowboys. Él ahúma pecho de res con madera de roble rojo hasta que queda suave y caramelizado por los bordes. También ahúma costillas de cerdo, pollo, paletilla de cerdo y embutidos caseros, y unta esos resultados sabrosos en una salsa oscura y picante. Los fines de semana, él incluso exhibe grandes costillas de ternera Angus. Los comensales inteligentes/glotones pueden servirse de una degustación de su especialidad Tejana cualquier día. Haga su pedido en ventanilla, al frente de un mural colorido de una fiesta de barbacoa familiar que promete “un poquito del sabor de Texas” y hágase espacio para disfrutar de esta promoción vaquera.

Bludso's Bar & Que



Sí, Kevin Bludso también es el santo patrón del BBQ para esta filial de Hollywood, pero los resultados son bastante distintos. Los socios Jason Bernstein y James Starr, quienes encontraron el éxito con The Golden State, una cafetería especializada en hamburguesas ubicada en Fairfax Avenue, cuenta con mesas para picnic comunales, un patio rodeado de maceteros y más de 10 pantallas planas de televisión, y Julepes de Menta y cerveza PBR de barril. A diferencia de la Bludso's BBQ en Compton, el pitmaster Noah Galuten sirve carne sin aderezos, con la salsa al costado. La pechuga es una especialidad de la casa, y aunque usted no verá ningún anillo de humo intenso, la res presenta una costra jugosa con pimienta. Otro plato ganador es el de tiraditos de carne de cerdo, al igual que las costillas ricas en cartílago. Las guarniciones son destacables, e incluyen frejoles al horno con brasas de naranjo envueltos en trozos de pechuga, suaves encurtidos de pepinillo y cebollas, y macarrones con queso elaborados con mozzarella fundida, queso cheddar y salsa bechamel.

Boneyard Bistro



El dueño y chef de cocina, Aaron Robins, ha aportado una gran experiencia gastronómica al Sherman Oaks, con 42 tipos de cerveza artesanales, una excelente selección de licores, y opciones de carne que podrían incluir bistecs, pollo frito, o una mega-fuente de barbacoa. Sí, es buena idea traer refuerzos al bistro Boneyard para un festín con tiraditos de carne de cerdo, salchicha de cerdo, costillas traseras de lechón, costillas de cerdo al estilo de St. Louis, costillas de ternera al estilo de los Picapiedras y pecho de res muy tierno, todo ahumado de forma lenta sobre leña de nogal americano, además de un pollo entero asado a la parrilla sobre leña de roble rojo (repito, no es el BBQ). Esta enorme cantidad de carne alimenta a unas 10 personas por USD$275, pero asegúrese de añadir triángulos de costra crocante de macarrones fritos de los que fluye queso derretido, y algunos pedazos de tocino doblemente ahumado en leña de nogal americano, y su comida podría obtener un par de signos de exclamación adicionales por su delicia.

Hambone’s BBQ & Po’ Boy Sandwiches



Kenneth "Hambone" Hamilton, oriundo de Brookhaven, Mississippi, se ha forjado un buen segmento para sí mismo en Bellflower desde la inauguración del restaurante que lleva su nombre en abril de 2011. El espacio presenta paredes de color verde pastel que lucen una impresionante obra de arte en cobre y acero, una pantalla plana de televisión para ver los deportes, y un patio trasero cubierto. Haga sus pedidos en el mostrador de acero inoxidable deleitándose con música del llamado estilo “Sonido Motown”. En la parte de atrás, los ahumadores de Hambone se alimentan con leña del árbol del aguacate para los grandes cortes como el pecho y tri-tip (estilo California), y leña de roble rojo para los productos de carne de cerdo. Por supuesto, se dispone de especialidades que traen diversas carnes, incluyendo las costillas traseras de lechón glaseadas y carne de cerdo en rodajas con una suculenta corteza, ambos cubiertos con salsa picante. Las guarniciones incluyen macarrones crujientes de seis quesos y ensalada de col sin carne. Para beber, pruebe su “Swamp Water”, aquí quiere decir té dulce recién hecho.

Horse Thief BBQ



Uno de los negocios que ayudaron a poner en marcha el Grand Central Market del centro de la ciudad cuenta con un patio con árboles, sombrillas y mesa de picnic comunal de madera con asientos. Los socios, Wade McElroy y Russell Malixi, contrataron al chef Max Henriquez en 2013 para que se uniera a Horse Thief BBQ, al que el dúo nombró Kicking Horse (Caballo Pateador), un personaje central de la novela de Larry McMurtry, Luna Comanche. Haga su pedido desde una ventanilla, eligiendo de un menú bajo en grasas que incluye pechuga, tiraditos de carne de cerdo y costillas, costillas de cerdo y pollo.  Las primeras tres carnes están disponibles por peso, las restantes dos carnes por porciones. Aunque el BBQ es tradicional – la carne ahumada con leña de roble de la casa – sus guarniciones son relativamente nuevas, con ensalada de papa acompañada con tocino y queso azul y ensalada de jícama.

The Park’s Finest



Johneric Concordia llevó sus barbacoas vecinales más allá de un simple festín en el patio trasero a la prestación de servicios de catering antes de ganar el suficiente dinero para inaugurar un restaurante informal en el histórico barrio filipino en 2012. El espacio tiene las paredes de color burdeos y algunos cuadros coloridos, pero la atención se centra claramente en el BBQ con influencia filipina. Ellos ahúman carnes como pollo y salchichas con leña de aliso y de nogal. El Mount Malindang Pork Ribs &Riblets presenta carne de cerdo jugosa condimentada con pimienta. Las costillas, que llevan el nombre de un volcán inactivo anclado en una cordillera, combinan bien con una salsa dulce casera elaborada con tomate, piña y aceite de coco. El Cornbread Bibingka de Ann, cuadrados de pastel de arroz dulce salpicado de semillas, es otro buen complemento. También ofrecen grandes vasos de Tang, la famosa naranjada que evidentemente ha sido aprobada para los astronautas.

Phillips Bar-B-Que - Leimert Park



Foster Phillips, oriundo de Luisiana, inauguró su primer salón de BBQ en 1980, en la parte sureste del parque Leimert Park. Ahora él rocía con una salsa que escuece en los labios las costillas de cerdo ahumadas con leña de roble rojo, carne de res en rodajas, costillas crocantes y embutidos abundantes, en tres locales de Phillips Bar-B-Que. El propietario no dispone de muchos asientos, de modo que usted puede esperar hacer su pedido desde una ventanilla y tomar su comida para llevar. Los platillos vienen acompañados de pan blanco, que sirve casi como un utensilio. Las guarniciones son más tradicionales, incluidos los frejoles al horno caldosos, ensalada de repollo finamente picado, y macarrones con queso que llevan una corteza de queso cheddar de color naranja y capas de pasta. Phillips ofrece también tres tipos de ensalada: de col, nabo y mostaza. Independientemente de la que usted ordene, no olvide los muffins de pan de maíz ni la tarta de melocotón.

Pork Belly’s Sandwich Shop



Jon Swire, nativo de Nueva Jersey, ayudó a renovar un local de BBQ ya existente, dando origen a la tienda de sándwiches Pork Belly's Sandwich Shop a lo largo del bulevar de moda Abbot Kinney Boulevard en 2013. Ellos añadieron un mural colorido en la pared sur e instalaron el caballo de batalla de un ahumador en la parte de atrás, que utiliza leña de nogal americano como combustible. Sí, ellos tienen pechuga, tiraditos de carne de cerdo y pollo, pero los mejores sándwiches pitmaster de Eric Solton son atípicos. Entre sus especialidades sirven albóndigas ahumadas elaboradas de carne de cerdo y de res y el platillo de autor “Belly Up” que presenta un pedazo de panceta de cerdo con los bordes caramelizados, que se acompaña con ensalada de col crujiente con un rollo brioche blando. Cada sándwich viene envuelto junto con una galletita con trozos de chocolate. También venden costillas untadas con especies, encurtidos fritos, macarrones con queso y otras deliciosas guarniciones.

Smoke City Market

Ryan Gromfin, nativo de Texas,  y su socio de negocios, Michael Gans, estrenaron Smoke City Market cerca de una fila de concesionarios de automóviles Van Nuys en 2010. Pasando un toldo anaranjado y un patio cercado, usted encontrará un comedor con paredes de color naranja, mesas para picnic de madera, menús en la pizarra, decoración estilo “kitsch” como la estatuilla de cerdo de la versión Gótica Americana, el cráneo de un buey montado en la pared, un lazo, y, por supuesto, letreros de neón de cervezas. Hasta la banda sonora es de Texas, con canciones de personajes legendarios como Stevie Ray Vaughan y Townes Van Zandt. La carne es ahumada con leña de roble blanco y bien sazonada. La pechuga presenta una buena corteza, aunque el anillo no está bien pronunciado. Las costillas de cerdo son tiernas, con el aroma a humo que penetra hasta el hueso. Disponen de dos salsas: salsa a base de tomate y vinagre especiado. Las guarniciones estrella incluyen macarrones con queso cheddar Longhorn, y frijoles BBQ con pechuga, zanahoria y tomate.